viernes , diciembre 4 2020
Director: José Juan Mendoza Hernández
Inicio / Columnas / PALESTRA

PALESTRA

17 Octubre 2013

Rodrigo Ramón Aquino

¿Espontáneos en la Unach?

En las primeras horas de ayer miércoles, estudiantes de la Universidad Autónoma de Chiapas tomaron las instalaciones de la Máxima Casa de Estudios ubicadas en el boulevard Belisario Domínguez de Tuxtla Gutiérrez. Para cuando el sol salió, junto a los alumnos aún soñolientos por el desvelo se leía en cartulinas fluorescentes leyendas como: “No a la reelección de Jaime Valls” “No a las reformas estructurales”.

Ahorrando palabras, en su pliego petitorio el Movimiento Social Estudiantil de la Unach exige la eliminación de cuotas semestrales, modificación a la Ley Orgánica y autentica aplicación de ésta, transparencia en el sistema administrativo universitario, transporte universitario gratuito, servicio médico en cada facultad con personal capacitado… uff… creación de una estancia estudiantil que albergue a alumnos que provengan de distintos municipios del estado y la anulación de todo tipo de actas que se levanten en contra de la libertad de expresión de alumnos y/o personal docente y administrativo.

También abogan por la participación estudiantil directa en la elección de rector y directores de facultades, y que quienes ocupen esos cargos sean “exclusivamente académicos”, los que sin duda conocen de las necesidades de la universidad de primera mano.

Pero así como ellos, de manera “espontánea” también se formó otro grupo de estudiantes unachenses que les pidió disolver el plantón y no afectar las clases. Los argumentos no se sostuvieron por mucho tiempo y a punto se estuvo de un enfrentamiento.

Esta manifestación, con peticiones dignas de animar fiestas infantiles —provocan por lo menos la risa de quienes, como yo, tuvimos que trabajar y estudiar para cursar una licenciatura—, se da días después de que el rumor de reelección del rector Jaime Valls Esponda empezase a salpicar algunos espacios de opinión.

Esta posibilidad, verosímil además, alborotó el avispero de quienes creen estar en la lista de espera y con mayores méritos para sustituirlo. Es fácil ambicionar el puesto, sobre todo ahora cuando la universidad brilla como no lo había hecho en mucho tiempo, precisamente en ese tiempo en que estuvo en manos de “académicos”.

Mientras tanto, el rector Valls hace mal en minimizar al movimiento con frases como “sólo se trata de una muy pequeña minoría”, pero bien al dejar en claro de una vez que no habrá reelección: “el Artículo 22 de la Ley Orgánica indica que el rector es el representante legal de la universidad y presidente del Consejo Universitario, durará en su cargo cuatro años y no podrá ser reelecto. La reelección es imposible”.

Una vez aclarado este punto en entrevistas radiofónicas, se dio paso a la instalación de mesas de diálogo con los alumnos inconformes. Para medio día se supo que a partir del próximo lunes, el autobús de la Unach recorrerá la ruta principal de Tuxtla, de oriente a CU sin costo para alumnos.

Así las cosas en la Unach. Jaime Valls Esponda ahueca el ala en diciembre de 2014, y qué bueno, no le vaya a pasar lo mismo que a Roberto Domínguez Castellanos, quien tuvo una primera gestión exitosa, pero empañada por la segunda. Estos ejemplos, de políticos metidos en la administración y gestión de recursos para instituciones educativas, son los que hacen tambalear esa afirmación de que “la universidad estaría mejor en manos de académicos”.

Ágora

La que se está olvidando de qué partido la hizo plurinominal, la que calladita se vería más bonita, la que poco sabe de apechugar en las horas aciagas, es la regidora del PRI de Cintalapa, Alma González Solís, quien aterrorizada por la toma de la presidencia, decidió abandonar su oficina, rata que abandona el barco, y hacer como que apoyaba a los maestros disidentes. Esta profesora debe saber que quien a dos amos sirve con uno queda mal. Ahora, sus copartidarios piden su expulsión por traicionar a su presidente Peña y al dirigente estatal, Roberto Albores, quien en su momento validó la posición.

Cotillo

Es tan grave el fracaso educativo de México (y de todos sus actores: autoridades, docentes y alumnos) que en lo primero que piensan para solucionar un problema es en interrumpir las clases (lo leí en un meme en las redes sociales).

Contacto:

roraquiar@hotmail.com

Twitter: @roraquiar

PIN: 29D4E55C

 

 

Chécalo

FACETAS DE MÉXICO

02 diciembre 2020 PASCACIO TABOADA Y JORGE MARTÍNEZ REPUDIO PÚBLICO A COMPORTAMIENTO DE UN DIPUTADO …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *