lunes , junio 17 2024

CAFÉ PARA TODOS

14 Agosto 2013.

 ALBERTO CARBOT

  + AL SENADO, REFORMA ENERGÉTICA DE PEÑA; PEMEX Y CFE NO SE TOCAN

  + CARO QUINTERO, UN CASO QUE TENDRÁ DESENLACE POLÍTICO Y NO JURÍDICO; VIOLAR LA LEY, PARA APLICAR LA LEY

Como se esperaba desde hace tiempo, el presidente Enrique Peña Nieto presentó su iniciativa de Reforma Energética, que fue enviada al Senado para su discusión. El mandatario había pospuesto este acto debido a que debió someterse la semana pasada a una operación que lo mantuvo unos días fuera de actividades públicas.

La propuesta implica la privatización de algunas actividades pero no contempla la venta de las dos grandes empresas estatales del sector, Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Peña Nieto dijo en el acto donde lanzó su proyecto, que se prevén cambios en la Constitución, pero “ni Pemex ni la CFE se venden o se privatizan y seguirán siendo al ciento por ciento patrimonio de la nación”.

En un acto celebrado en la residencia oficial de Los Pinos, el mandatario dijo que se busca “poner a ambas empresas a la vanguardia y hacerlas más competitivas, en beneficio del desarrollo del país y de las familias mexicanas.

“Se trata de una oportunidad histórica para el crecimiento en la cual se mantiene la propiedad de la nación sobre los hidrocarburos, bajo la estricta rectoría del Estado”, afirmó.

Ante miembros de su gabinete, legisladores y representantes de la sociedad civil, Peña Nieto afirmó que la transformación del sector energético significará “tarifas menores de luz y gas para la población en general y las empresas”.

No resulta insólito que el gobierno presuma que el proyecto de reforma constitucional recupere “palabra por palabra” el texto original del artículo 27 constitucional planteado por el ex presidente Lázaro Cárdenas, quien nacionalizó la industria petrolera en 1938, aunque en realidad, quien convirtió a ésta en una especie de símbolo de la soberanía nacional, fue el ex presidente Adolfo López Mateos.

Peña indicó que con la reforma energética, México crecerá a niveles como no se ha visto en las últimas décadas y se crearán cientos de miles de nuevos empleos.

Sobre el nuevo esquema de concesión de actividades energéticas a la empresa privada, afirmó que “contratar no es concesionar”. Algunos de los cambios que propone la reforma para el sector petrolero incluyen los contratos de utilidad compartida que permitan mantener el control sobre el petróleo.

Además se contempla un nuevo régimen fiscal para Pemex, que provee al Estado de un tercio de sus ingresos fiscales, y se prevé que él siga “siendo dueño de la renta petrolera y le dé un enfoque de largo plazo”.

En materia de electricidad, se prevé la reforma del artículo 27 constitucional para permitir la generación de energía a menor costo, pero se afirma que la transmisión y distribución de la energía seguirá estando en manos del Estado.

La reforma constitucional en materia de energía permitirá a Pemex asociarse con quien quiera, para el proyecto que quiera, en los montos y proporciones que mejor convengan a su estrategia de negocios, sin ceder la propiedad de los hidrocarburos a los particulares.

El sector de la petroquímica básica contaría con una participación privada más directa, al cambiar su categoría de “estratégica a prioritaria”.

La iniciativa fue respaldada por los dirigentes de la iniciativa privada como Gerardo Gutiérrez Candiani, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, quien consideró que la propuesta “es lo suficientemente ambiciosa para alcanzar las metas del sector industrial”.

Gutiérrez estimó que habrá “insumos más económicos, más empleos y empresas más competitivas. Es un esquema que permite la inversión público-privada, potencializar a la inversión y mayor inversión sobre todo en áreas prioritarias como es petróleo, gas, electricidad, energías renovables”, indicó.

Según el dirigente empresarial, de este modo podrán alcanzar sus metas “que es que haya inversión donde debe de haber, que se compartan riesgos, que hayan mayores niveles de inversión y mejores empleos”.

La Confederación Nacional de Cámaras Industriales (Concamin) también mostró su respaldo a la reforma energética y estimó que permitirá “una mayor autosuficiencia y los precios de la electricidad y combustibles disminuirán”.

LÓPEZ OBRADOR Y LA CANTALETA DE SIEMPRE

Como era lógico, si a alguien no le gustó la iniciativa, fue al ex candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador.

El dirigente del Movimiento de Renovación Nacional (Morena) afirmó que con la iniciativa de reforma energética se prevé entregar el petróleo mexicano a extranjeros.

Con esta propuesta -que contempla modificar el artículo 27 Constitucional, donde se define que los recursos como el crudo forman parte de la soberanía nacional-, “se busca destruir a México”, señaló López Obrador, quien advirtió que el proyecto “dejaría sin posibilidad de desarrollo al país y se hipotecaría el futuro de las nuevas generaciones”.

En un acto político en la localidad de Mulegé, estado de Baja California Sur, López Obrador citó al general Lázaro Cárdenas, al señalar que “quien entrega los recursos naturales del país a extranjeros, es traidor a la patria”.

Por lo pronto, convocó a una asamblea en el Zócalo, el 8 de septiembre para repudiar esta iniciativa, si bien se espera que la Reforma Energética salga adelante con la alianza entre el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Partido Acción Nacional (PAN), Nueva Alianza  (NA) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

Empero el dirigente nacional panista Gustavo Madero afirmó que la iniciativa se queda “muy corta” porque no habla de aprovechar las oportunidades que tiene el país para ser una potencia energética exportadora de petróleo, de gas y para generar electricidad a precios más baratos.

Con sorna, el cuestionado presidente del CEN panista expresó que “el mundo ya cambió radicalmente y la gran propuesta, la gran visión de este liderazgo nacional (de Peña Nieto), es la propuesta nacionalista de Lázaro Cárdenas. Estamos en problemas en México con un presidente que tiene esa visión muy miope, muy retrógrada; la iniciativa no habla de un presidente que tenga una visión de Estado”, señaló.

En el Partido de la Revolución Democrática (PRD) parece ser que no hubo unanimidad sobre el tema.

El ex jefe de Gobierno Marcelo Ebrard pidió al presidente nacional de su partido, Jesús Zambrano, a quien aspira a suceder, que exija un plebiscito sobre la que llamó la “contra-reforma energética”.

“Dada la importancia de lo presentado por Peña hoy debe convocarse a plebiscito con votación universal, secreta y directa de tod@s”, afirmó a través de Twitter.

¿Y Zambrano qué dijo? Advirtió que la iniciativa energética tiene esencia de una reforma “que huele y tiene el sello de privatización”.

“Aunque digan que no y aunque salgan con el señuelo del discurso del general Lázaro Cárdenas de hace 75 años cuando expropió la industria petrolera, tiene todo el sello de privatizar y de compartir la renta petrolera”, dijo el perredista con aspiraciones de vidente.

El debate apenas comienza y habrá que ver cómo se desarrolla el balance de fuerzas.

 GRANOS DE CAFÉ

…Son muchos los claroscuros que aún hoy rodean la muerte de Enrique  Camarena Salazar, agente de la Agencia Antinarcóticos de Estados Unidos (DEA) que operaba en México con autorización extra gubernamental, y quien se infiltró en el cártel de Guadalajara que comandaban Rafael Caro Quintero y  Ernesto Fonseca Carrillo “don Neto”.

Si bien el polvo de los tiempos ha cubierto una gran parte de los informes “confidenciales”  que se dieron a la prensa hace 28 años, el caso -que tomó actualidad por la reciente  liberación de Caro Quintero 12 años antes de que cumpliera su condena-, obliga a abrir los expedientes y a atraer esos  reportes para dar una dimensión correcta al nuevo conflicto que se generó con la administración de Obama. Son muchos los intereses que se involucraron, puesto que a partir del secuestro, tortura y homicidio de Camarena Salazar, la propia DEA obtuvo el mayor presupuesto de su historia y más autonomía.

Enrique Camarena -quien al parecer logró ser hombre de confianza de ambos narcotraficantes, porque compartía con ellos las mismas afinidades, más que por su capacidad y preparación como agente encubierto-, no estaba acreditado diplomáticamente como agente de la DEA, aunque operase desde el consulado de Estados Unidos en Guadalajara, hecho fundamental por el que Caro Quintero obtuvo recientemente su libertad.

Al no ser agente diplomático acreditado, su asesinato debió ser remitido a un juez local de Jalisco, aunque el cuerpo del agente de la DEA se localizó el 7 de febrero de 1985, en un rancho de Michoacán.

De acuerdo con los resolutivos del Segundo Tribunal Unitario del Tercer Circuito con sede en Jalisco -que derivó de un amparo concedido a Caro Quintero por el Primer Tribunal Colegiado en Materia Penal del mismo circuito-,  se declaró el sobreseimiento de la causa penal 82/85-II porque el juicio lo llevó un juzgado federal en lugar de uno local.

Es decir, que se daban por sobreseídas las acusaciones por los delitos de privación ilegal de la libertad, en la modalidad de secuestro, y homicidio calificado cometidos en agravio de Enrique Camarena Salazar y de Alfredo Zavala Avelar, el piloto que acompañaba al agente estadounidense.

De los muchos informes filtrados hace 28 años -que hoy se encuentran en Internet-, destaca el que señala como responsable del complot contra Camarena Salazar, a James Kuykendall,  encargado de la oficina de la DEA en Guadalajara, quien, aseguran, aspiraba a ser jefe de dicha oficina en México, y presuntamente supo del secuestro de Camarena Salazar, pero no hizo gran cosa para impedir su asesinato y así atraer la atención de Washington y conseguir su objetivo: la autonomía de la DEA y mayor presupuesto.

En muchas versiones que corrieron luego del secuestro, tortura y homicidio de Camarena Salazar, se asegura que James Kuykendall lo eligió porque necesitaba un héroe y Camarena Salazar era ideal: su esposa lo había abandonado 6 meses antes, había vendido sus propiedades el año anterior y  quería volver a Estados Unidos.

Otras interpretaciones se refieren a que Camarena Salazar pretendió extorsionar a Caro Quintero y éste decidió su asesinato, después de torturarlo, para obtener información sobre el papel y los integrantes de la DEA en México.

Luego de su secuestro -que los reportes oficiales sitúan en Guadalajara, cuando presuntamente sucedió en Michoacán-, para mantener con vida  a Camarena Salazar durante la tortura, se habría recurrido al médico Humberto Álvarez Machain, quien posteriormente, a comienzos de abril de 1990, fue secuestrado en su consultorio de Guadalajara y extraditado a Estados Unidos por agentes de la DEA.

Hoy este caso ha revivido el eterno conflicto entre México y Estados Unidos por las sospechas de corrupción y la irregular aplicación de justicia en el país, no sólo por lo que concierne a la papa caliente que significa la puesta en libertad de Caro Quintero, sino porque la misma fórmula podría aplicarse a Ernesto Fonseca, “don Neto”, lo que tensaría aún más las relaciones bilaterales.

Por lo pronto, tanto el procurador general Jesús Murillo Karam, como el secretario de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade Kuribreña, comparten la opinión de Estados Unidos, respecto a que Caro Quintero sea devuelto a su celda en Almoloya y que Ernesto Fonseca “don Neto” no quede en libertad. Ese sería el desenlace político; el legal se vislumbra sumamente complicado, por el erróneo e interesado accionar -por lo decir lo menos-, del aparato de justicia mexicano. Es decir, habrá que violar la ley, para aplicar la ley…Sus comentarios envíelos vía internet a la dirección gentesur@hotmail.com

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

seis + uno =