martes , enero 18 2022

La Red Estatal de Refugios está salvando vidas de mujeres en situación de violencia

+ “La protección de la vida de niñas y mujeres en Chiapas, una causa común”, afirma María Mandiola durante conversatorio de la Red Estatal de Refugios y Albergues

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chiapas; 02 de Diciembre de 2021.- En el marco de los 16 Días de Activismo contra la Violencia hacia las Mujeres, se realizó el conversatorio “Red Estatal de Refugios, Casas de Tránsito y Albergues para Mujeres, Niñas, Niños y Adolescentes en Chiapas”, con el objetivo de visibilizar la importancia de estos espacios seguros, y dar a conocer trabajo interdisciplinario e interinstitucional necesario en el funcionamiento de cada uno.

En ese sentido, María Mandiola, secretaria de Igualdad de Género (Seigen), afirmó de forma contundente que “a las violencias de género tenemos que hacerle frente toda la sociedad, con toda la fuerza del Estado; trabajando en unidad y corresponsabilidad, viendo más allá de nuestras diferencias. Por eso estamos poniendo en el centro una causa común que nos une, que es la protección a la vida, la seguridad, la integridad y los derechos de las mujeres, adolescentes y niñas en Chiapas”.

La titular de Seigen dio a conocer que, a pesar de la pandemia, y siguiendo la política de austeridad del presidente Andrés Manuel López Obrador y del gobernador Rutilio Escandón, se pudo generar economías para abrir los Refugios Casa Seigen. Esto, dijo, ha permitido que el Gobierno del Estado cuente con estos espacios que están salvando la vida de estas mujeres, y les brindan una oportunidad de poder continuar con su proyecto de vida, lejos de la violencia machista. “El trabajo tiene que reforzarse, porque el desafío es enorme, mayúsculo”.

Por su parte, María Isabel Cruz, procuradora de Protección de Niñas, Niños, Adolescentes y la Familia del DIF, destacó el objetivo e importancia de los albergues y añadió que “en los últimos años hemos visto un incremento alto de la violencia, por eso en el DIF siempre van a tener una institución aliada, ya que trabajamos en coordinación con las fiscalías y otras dependencias”.

En su intervención, Yaneth Gil, directora de la “Casa Mujer Migrante”, dio a conocer que el 90 por ciento de la población que atienden son mujeres que huyen de pandillas y de violencia doméstica. En el albergue nos encargamos de salvaguardar su integridad; una de las necesidades más grandes de las mujeres migrantes es ser escuchadas, dada la carga emocional, psicológica y los problemas que traen.

Así también señaló que México está adherido a tratados y convenios internacionales que no siempre son respetados. “Ser mujer migrante es tener casi nulas opciones, y de las pocas que se tienen, sacar coraje y fuerza para enfrentar la situación y sobrevivir”.

Por otro lado, Metztli Romero, directora del Refugio ACASAC, detalló que estas violencias tienen que ver con la pobreza, la marginación, la migración, mujeres desplazadas; las causas son complejas. En el espacio privado se genera la violencia hacia las mujeres, pero no sólo ahí, también en los espacios laborales, comunitarios, en todos los ámbitos. Ahora llegan mujeres con tentativa de feminicidio, tortura, porque la violencia ha escalado, por lo que esta red nos ha permitido salvar vidas.

En otro momento, Rocío García Cadenas, directora del Centro de Justicia para Mujeres, apuntó que “apenas conocemos la punta del iceberg sobre la violencia hacia las mujeres. Los presupuestos tienen que apuntar más a las perspectivas de género. Es fundamental la formación constante del personal, las personas que estamos en la atención de las violencias hacia las mujeres tenemos que saber de qué va, cuáles son sus causas, sus consecuencias, sus orígenes. Podemos tener la buena voluntad de ayudar, sin embargo, si no tenemos esa claridad, podemos ponerles en riesgo”.

Asimismo, Paulina Conde, directora de los Refugios Casa Seigen, dijo que han atendido a mujeres que han tenido que rescatar, que pudieron haber sido una cifra más de feminicidio, y gracias a este espacio, no lo son. Añadió que todas las economías generadas por la Seigen son destinadas a los refugios.

Por último, María Mandiola lamentó que el porcentaje de mujeres que viven violencia sea tan alto. “Falta mucho por reforzar, pero vamos en la ruta correcta y necesaria para lograrlo. Este conversatorio es para compartir las experiencias y la articulación necesaria a fin de brindar una mejor y mayor atención a mujeres en situación de violencia extrema. Si seguimos por este camino, vamos a ganar la batalla en favor del derecho de todas a una vida libre de violencias”.

Check Also

Turismo de Cruceros marca un buen comienzo 2022 en Puerto Chiapas

+ Arriban 4 cruceros provenientes de distintas partes del mundo en los primeros días del …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *