lunes , septiembre 20 2021

Palabras JJustas

Lulú Ovilla

20 de mayo de 2019.

La amnesia de Eduardo Ramírez Aguilar y su discurso lleno de feminismo.

¡Vaya que si sufre de amnesia Eduardo Ramírez Aguilar!, se olvida que el 19 de enero de este año en reunión con la Comisión de Puntos Constitucionales de la que es Presidente, Sylvia Beltrones Sánchez y Gloria Elizabeth Núñez, también integrantes, dijeron en ese entonces que los feminicidios y el abuso sexual a menores no debería de elevarse a rango de grave, por lo que debería quedarse fuera de la lista de delitos graves.

Esta noticia dio mucho de qué hablar en su momento, la indignación, el coraje y la impotencia de las mujeres que han luchado tanto porque su voz sea escuchada, la estaban aniquilando en tan solo cuestión de minutos, el que un hombre asesine a una mujer no puede ser un delito grave decían, ¡el que México este en el top 10 en feminicidios que no significa nada!,  que de enero a febrero de este 2019, los feminicidios alcanzaran una cifra histórica, 9 asesinatos por día.

Según datos de la ONU, seis de cada diez mujeres son asesinadas diariamente, incluyendo a menores de edad, a nivel Latinoamérica, México ocupa el lugar número 23 en cuanto a feminicidios  se refiere, ni tipificar el feminicidio como delito, ni su visibilización, han sido suficientes para detener esta expresión de odio, siendo este el último y mayor grado de violencia en contra de una mujer o una niña, a nivel local en Chiapas han ocurrido 5 feminicidios.

Pues bien, si Sylvia Beltrones y Gloria Núñez, fueron capaces de decir que el asesinato de una mujer no es grave, que podíamos esperar del Senador Eduardo Ramírez Aguilar, hoy de Morena, quién a todas luces pudimos darnos cuenta que desconoce cifras, que no tiene la radiografía como tal de los feminicidios, él está más interesado en hacerse “amigo”, de políticos muy cercanos al Presidente López Obrador, para sus aspiraciones futuras en Chiapas.

El asesinato de mujeres para Eduardo Ramírez es pecata minuta, solo utiliza a las mujeres como parte de un  discurso que le permita lucirse, que le infle su ego, su problema es que entre más quiere lucirse, más la riega, se pone de a pechito y se convierte en presa fácil para ser blanco de críticas, no de detractores, sino de críticas sustentadas , que daño tan grande le hace su equipo de trabajo, que con tal de quedar bien le aplauden todo.

Se dijo que para febrero se le daría una estudiadita al dictamen sobre considerar o no como delito grave el feminicidio, después de todo no había sido aprobado en el pleno, pero paso, febrero, marzo, abril y es hasta mitad de mayo en que resurge el tema de nuevo, reconsiderando su postura, diciendo  que siempre si será considerado dentro del catálogo de delitos graves.

Y es entonces cuando aparece el Senador ex Verde hoy Morenista Eduardo Ramírez Aguilar, toma la Tribuna, camina seguro de sí mismo, feliz porque lleva un buen discurso que le permitirá lucirse y recibir muchos aplausos, como es su costumbre, aunque para ello tenga que pagar, pero lo que muchos no sabían y quizás no se dieron cuenta y paso casi, casi, inadvertido, fue que su flamante discurso fue hecho por una mujer y tal cual se lo aprendió.

Primero empezó hablando de Fray Matías de Córdova, quién convoca a una reunión en la cual después de un silencio  de todos los presentes, se levanta una mujer (Josefina García) y dice: que los hombres se queden a cuidar a nuestros hijos y nosotras las mujeres, tomemos la defensa de nuestros derechos,  esta mujer a la que se refiere Eduardo Ramírez Aguilar, primeo no sabe nada de ella, segundo las palabras a la mujer que hace alusión no era así, lo cambiaron a conveniencia.

Usted juzgue lo que digo: Josefina Manuela García Bravo, para empezar fue su paisana, es Comiteca y Eduardo Ramírez Aguilar no lo sabía, fue heroína, gracias a sus ideas liberales, había que esperar que México consumara su independencia y dijo: “Padre Córdova, si usted nos autoriza podemos nosotros las mujeres hacer un trato con los hombre aquí presentes, que ellos se queden cuidando de la casa y los niños, mientras nosotras nos marchamos a la frontera en caso de que Guatemala no nos secunde.

El sentido patriótico dormido los despertó y se lanzaron a luchar por la independencia de Chiapas, en la plaza del barrio de San Sebastián, existe un busto de bronce de esta grandiosa mujer, Josefina Manuela García Bravo, escuelas de Comitán llevan su nombre, otra punto importante que también desconoce el legislador Eduardo Ramírez, sino créanme que lo hubiera mencionado para sentirse orgulloso de su Municipio, que en honor a la verdad, los Comitecos ni lo quieren por ahí.

Aun cuando Josefina Manuela García Bravo, no fue una luchadora de los derechos políticos de las mujeres, si fue una gran mujer, pero quién si lucho incansablemente y le dio voz a las mujeres de Chiapas, fue Rosario Castellanos, quién este 25 de mayo cumpliría 91 años de edad y quien fuera un símbolo del feminismo Latinoamericano, otra fecha también importante fue el pasado 11 de mayo, se cumplieron 94 años del reconocimiento del voto de la mujer en Chiapas.

Pero continuemos con el discurso del legislador Eduardo Ramírez, si se refiere a 200 años de la independencia de Chiapas, no son 200 años sino 195 y si se refiere a México, son 209 años, o sea las cuentas no se las cuadraron bien y lo único que hicieron es dejarlo mal parado, con un discurso hecho al vapor, sin cuidar los detalles, eso pasa cuando no conoces el tema y con cualquier cosa te engañan o te apantallan, él iba feliz de tener en sus manos un gran discurso y fue todo lo contrario.

Cuando dice: como nación tenemos la posibilidad no de reconocer, porque no venimos a reconocer, no venimos a otorgar, simple y sencillamente el hecho de saber y que todo México, que toda la sociedad entera sepa, que ese lugar es el lugar que las mujeres se han ganado, nadie les ha regalado nada, que pena, pero se plagio el discurso de las feministas, lo invirtió, le hicieron unos pequeños cambios, pero a todas luces se ve que así fue.

Continúa diciendo: acá no hay partido político, acá es el interés de defender los derechos de las mujeres, las mujeres han sido maltratas, no han tenido ese reconocimiento,  tres cosas hay que aclararle a Eduardo Ramírez, él está donde está por un partido político, su interés de defender los derechos de las mujeres es por puro lucimiento únicamente, las mujeres si hemos tenido reconocimientos y se ha avanzado muy lentamente, pero se ha avanzado y vamos bien.

También habla de una revelación que le hacen a Rosario Castellanos, que por cierto fuera de lugar y de tema, dice que ha vivido en carne propia la violencia hacia las mujeres, ¡que mentira tan más grande! vivir en carne propia es que, te asesinen, que te golpeen, que te secuestren, que sea despedida por no aceptar el acoso sexual en una oficina o en un partido político, una mujer de tu familia, lo que quiso decir es que ha visto o se ha enterado de como una mujer es violentada.

Muy extremista sus palabras  cuando dice, queremos decirles a los grupos parlamentarios y a mi grupo y a nuestros aliados que vamos a ir de frente sin miedo para no perder y ganar mucho,  dice que la paridad  es una propuesta radical  que atenta contra los derechos de políticos de quienes estamos del lado masculino, pero así es nuestra democracia.

Significado de democracia: Sistema político que defiende la soberanía del pueblo y el derecho del pueblo a elegir y controlar a sus gobernantes, que le quede claro al legislador Eduardo Ramírez Aguilar, el sentido de democracia, porque parece desconocerla, no atenta en contra de los derechos de ningún hombre, ni de ninguna mujer.

Para rematar su discurso y cerrarlo con broche de oro, muy emocionado expreso: pero también estamos cierto, hoy empieza una nueva “ERA”, que es la “ERA” de las mujeres, bienvenida la paridad, bienvenida la constitución en igualdad para hombres y mujeres, para empezar ya etiqueto con su nombre y apellido esta nueva  propuesta de elevar a rango de grave el feminicidio, quizás en la ciudad de México, nadie sepa el significado de “ERA”, ¡nosotros en Chapas  sí!

El Senador Eduardo Ramírez Aguilar, se está luciendo a través de boletines y videos, como que si esta propuesta fue única y exclusivamente de él, cuando eso no es cierto, cuando el problema de intentos de secuestro de mujeres en estaciones del metro se agrava, mujeres armadas de valor suben a sus redes sociales y cuentan lo que está pasando con ellas y logran visibilizar un problema que nadie había querido reconocer, hoy gracias a esa presión que ejercieron valientemente, se logro avanzar.

Las mujeres nada le debemos al legislador Eduardo Ramírez, ni a ningún otro, u otra, están haciendo su trabajo como debe de ser, lamentablemente fue hasta que se ejerció presión, logrando con ello, hacer visible lo invisible, los puestos ambulantes que se encontraban cerca de las estaciones del metro colocaran letreros, ofreciendo su apoyo para proteger a cada mujer que se sintiera en peligro, esta medida fue adoptada por otros y ayudo para que ellas caminaran más seguras.

La paridad ¡jamás! debe de verse como un atentado a los derechos políticos o como una medida radical para ningún hombre o mujer alguna, ya que no fue creada para eso, la paridad es la suma de dos partes que se igualan por algún motivo o circunstancia, dos partes que tiene el mismo valor  y el mismo fin, es el equilibrio de hombres y mujeres, es por eso que la participación de las mujeres y los hombre es de 50 y 50, nadie es más, ni nadie es menos; eso es democracia y eso es paridad.

Nos leemos el próximo lunes.

 

Check Also

AGENDA FRONTERIZA

HUMBERTO GUTIERREZ Jueves 16 de septiembre de 2021 SI NO PASA OTRA COSA……… Armando Zertuche, …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *